Llegó Mayo y con él las comuniones. Este año por primera vez hemos tenido que dividirnos en dos turnos para poder celebrar este día tan especial ya que ha sido muchos niños los que querían recibir el sacramento.
Ambas ceremonias oficiadas por Don Fernando en la parroquia de Santa María de Caná de Pozuelo de Alarcón los días 21 y 28 de mayo han sido punto y final de dos años intensos de catequesis en los que los alumnos han tenido la oportunidad de conocer más a Jesus y a sí mismos.
Ahora les queda empezar un nuevo camino como cristianos en el que han de demostrar todo lo aprendido hasta ahora.
Desde aquí dar las gracias al coro que de la mano de Miss Laura, Miguel Angel y David han hecho que la comunión haya sido mucho más bonita. Gracias también a las familias y a la dirección del centro como a los profesores por hacer de este día uno de los más importantes en la vida de estos niños.

Beatriz Álvarez-Monteserín
Catequista Internacional Aravaca